Treinta33.tv

Ensenada, Baja California

Nacionales Noticias

Megaobra petrolera de AMLO, no fue asignada a “las mejores empresas”; la construirá Pemex

La obra de construcción de la refinería de Dos Bocas, de la que depende que la producción nacional de gasolina dé abasto al mercado interno, será realizada y supervisada por Pemex y la Secretaría de Energía para que esté terminada en tres años. La invitación a tres empresas internacionales fue declarada desierta luego de que ninguna realizara una propuesta que no rebasara el techo presupuestal de 8 mil millones de dólares ni el plazo para que la megaobra esté operando en mayo de 2022.

El propio Presidente Andrés Manuel López Obrador anunció que se declaraba desierta la “invitación restringida” para la construcción de Dos Bocas, megaobra que estará ubicada en Paraiso, Tabasco.

“Es un desfío”, señaló AMLO en su conferencia matutina, en la que estuvo acompañado por Rocío Nahle, secretaria de Energía y desde ayer cabeza del megaproyecto.

El Presidente aseguró que con esta decisión, Dos Bocas costará “mucho menos” de lo que estimaron las empresas invitadas a construirla: Serán 160 mil millones de pesos, no más, enfatizó.

Rocío Nahle se trasladará a Villahermosa, Tabasco, desde donde realizara sus labores de secretaria de Estado y mantendrá un seguimiento cercano a la construcción de la refinería.

Más tarde, trascendería que la francesa Technip ni siquiera presentó una propuesta a pesar de que se había señalado que había aceptado la invitación al proceso de designación del contrato principal. Worley Parsons-Jacobs, así como KBR y Bechtel-Technito presentaron propuesta sin respectar el techo presupuestal ni los tiempos en los que el gobierno amlista quiere operando la refinería.

El analista de temas energéticos Remses Pech señaló que el gran dilema de esta obra es la alta cantidad de procesos para conseguir un buen porcentaje de combustible en el proceso de refinación. Además, señala que el gobierno amlista se ve en la necesidad de pensar en una refinería nueva ya que las existentes (en proceso de reconfiguración y mantenimiento mayor) no forzosamente podrán cubrir la producción deseada.

En efecto, el director general de Pemex habló ayer de que el plan de rehabilitación del sistema nacional de refinación permitirá alcanzar una refinación estimada de 900 mil barriles diarios, con lo que aún no sería posible satisfacer la demanda actual de gasolina. Que la invitación a empresas extranjeras haya sido declarada sin ganador, cambió completamente el esquema y el discurso gubernamental. En marzo, al anunciarse el proceso de contratación, se habló de las mejores empresas, de las que no podían fallar y tenían experiencia para cumplir lo solicitado. Ayer, el Presidente abrió su conferencia matutina señalando que se posponía el tema agendado de becas para aprendices, “pues hoy les vamos a dar una muy buena noticia, siempre va a haber buenas noticias, ya hasta tenemos que administrarlas. Hoy vamos a informar sobre la decisión que hemos tomado de llevar a cabo como se ofreció la construcción de la refinería Dos Bocas, Paraíso, Tabasco, por administración; es decir se va a construir la refinería con la coordinación, administración, supervisión de Pemex y de la Secretaría de Energía”.

El Instituto Mexicano del Petroleo comenzará a jugar un papel muy relevante ya que aspectos técnicos importantes recaerán en él, “vamos a darle contenido nacional a esta obra”, continuó el Presidente, “van a ser ingenieros, especialistas de Pemex, del sector energético los que nos van a ayudar para la construcción de la refinería. Convoco a todos los trabajadores petroleros de planta, transitorios, activos, jubilados, ingenieros, técnicos, especialistas, para demostrar qué podemos los mexicanos. Se hizo en el 38, se rescató la industria petrolera, lo vamos a hacer ahora. No tengo la menor duda”.

Octavio Romero Oropeza, director general de Pemex y que también estuvo en la conferencia, hizo una breve explicación del proyecto de “autosuficiencia energética como principio de seguridad nacional”.

La obra cuenta con 50 mil millones de pesos asignados este año. Nahle comentó en su torno que en poco más de 100 días de gobierno “se hizo la licitación de una refinería, un tiempo récord nunca visto en el país, y a 158 días de gobierno se emitió el fallo después de una convocatoria de licitación con invitación restringida a cuatro empresas”.

López Obrador, en la ronda de preguntas y respuests, señaló que ya se tenía este plan B, “no fue anoche que se decide, es una obra muy importante. Tenemos que lograr la autosuficiencia en la producción de energéticos, en particular en gasolinas y en diésel”.

LA INVITACIÓN A EMPRESAS INTERNACIONALES SEGÚN LO DICHO EN MARZO: “SON LAS MEJORES”; “NO FALLARÁN”.  En palabras del Presidente Andrés Manuel López Obrador dichas en marzo, la elección de las empresas se debió a que eran las mejores para no fallar:

“Las empresas para la construcción de la refinería de Dos Bocas que se están convocando son las mejores del mundo en esta materia de construir refinerías para no fallar”.

“Además, todo se hace de conformidad con la ley, todo, puede ser el método de restricción, limitación restringida, pero está establecida en la ley y Pemex, como empresa, tiene libertad para hacer las mejores contrataciones”.

Rocío Nahle, en tanto, refirió: “Son cuatro empresas, las mejores del mundo para una obra de este tamaño. Se tuvo entrevistas con muchas de todo el mundo y empresas que tienen las mejores prácticas de transparencia, de ética y, sobre todo, que tienen un amplio conocimiento técnico de construcción en estas refinerías.

50 DÍAS DESPUÉS DEL ANUNCIO DE LA INVITACIÓN A “LAS MEJORES EMPRESAS”, LA OBRA SE LA QUEDA PEMEX.  En voz del Presidente, ayer, se expusieron las razones para dejar atrás la idea de que las mejores empresas del mundo construyeran la refinería de Dos Bocas:  “Hoy vamos a informar sobre la decisión que hemos tomado de llevar a cabo como se ofreció la construcción de la refinería Dos Bocas, por administración; es decir se va a construir la refinería con la coordinación, administración, supervisión de Pemex y de la Secretaría de Energía. Esto nos va a ayudar a terminarla en tiempo. Y es un desafío, otro más, hacerla en tres años y que nos cueste mucho menos de lo que estiman las empresas” (…) “la responsable del proyecto va a ser Rocío Nahle, ingeniera petrolera”.

– ¿Cuál es la cotización de estas empresas? –se le preguntó.

“Unas 10, otras 12 mmdd, en ese rango, se pasan de los ocho y también en el tiempo. Creo que sólo una se comprometía a tener la refinería en el 23 y eso no nos da seguridad; otra hasta el 25 y no vamos a dejar obras inconclusas en el gobierno”.

MOODY’S PREOCUPADA. Moody’s Investors consideró que declarar desierta la licitación de la refinería de Dos Bocas, Tabasco, valida su preocupación de que las estimaciones del gobierno mexicano al respecto fueron “optimistas”.

El analista de Moody’s, Peter Speer, refirió que las firmas de construcción internacional consideran que dicho proyecto costará más de 8 mmdd y tomará más de tres años.

Standard & Poor’s, por su parte,  ratificó que el bajo crecimiento del país es un riesgo para la calificación soberana.

Deja un comentario